Contenido creado por Santiago Magni
Medioambiente

Un paso adelante de la jugada

Ministerio de Ambiente trabaja con Google para detectar cianobacterias con anticipación

El viceministro de Ambiente señaló que se podrá “saber cómo van a afectar a la costa, al turismo y avisar con tiempo a diversas autoridades sanitarias y a los gobiernos departamentales”.

10.12.2020 15:15

Lectura: 3'

2020-12-10T15:15:00
Compartir en

El Ministerio de Ambiente viene trabajando en el desarrollo de herramientas que utilizan imágenes satelitales para mejorar la gestión ambiental y prevenir la detección de cianobacterias.

"Lo estamos llevando adelante con muy buen éxito y con un trabajo muy importante de los técnicos del Ministerio de Ambiente que conjuntamente con el aporte de Google han trabajado en lo que es la interpretación de imágenes satelitales en tiempo real y la detección temprana de cianobacterias que podemos tener con antelación dónde van a estar", dijo el subsecretario de Ambiente, Gerardo Amarilla, en declaraciones consignadas por Subrayado (Canal 10).

"Se puede saber cómo va a afectar a la costa, al turismo y avisar con tiempo a diversas autoridades sanitarias y a los gobiernos departamentales", agregó.
Amarilla sostuvo que esta herramienta ya "está en práctica" y trabajan "para mejorar las comunicaciones".

"Tenemos la tecnología y los técnicos preparados para esta detección temprana y el aviso correspondiente a las autoridades de cada lugar", señaló el jerarca de Estado.

"Después tenemos otras tecnologías que están en etapa experimental, que tienen que ver con cómo combatir las cianobacterias (...) Son herramientas que se pueden utilizar. Hay lugares puntuales que estamos evaluando", aseguró Amarilla.

Recomendaciones del Ministerio de Ambiente ante la presencia de floraciones de cianobacterias:

Si en el agua y/o arena existen grumos verdosos con aspecto de yerba dispersa en baja densidad, el agua es apta para baños, pero se recomiendan determinados cuidados. Lo ideal es buscar zonas limpias, evitar tragar agua y lavarse con agua limpia al salir de la playa, prestando especial atención en retirar todo resto de cianobacterias que pueda quedar en la piel y vestimenta.

Debido a que los niños suelen ingerir agua y arena accidentalmente, se recomienda que éstos eviten estar en contacto con estas zonas.

Si se ven manchas verdosas o acumulaciones en el agua o arena, pero a su vez hay sectores de la playa que se encuentran limpios, es posible bañarse o estar en los sectores limpios evitando totalmente el contacto con los sectores de manchas verdosas. Al salir del agua, debe verificarse que no queden restos verdosos en la piel o vestimenta, y de ser así remover con agua limpia.

Si en la playa hay espuma verdosa, de aspecto pastoso o costras, en el agua, la orilla o la arena, evitar el contacto con estas zonas. Los niños y personas de piel sensible o con lesiones son especialmente vulnerables.


Te puede interesar Habrá puntual presencia de cianobacterias y menor mortandad de peces en playas de Uruguay