Entrevistas
Comedia a la uruguaya

Entrevista a Silvana Tomeo, directora de La Despedida

Definida como "una comedia de enredos que cuenta la historia de cinco amigos bien de barrio", el pasado viernes 26 de marzo se estrenó "La despedida", una nueva película uruguaya. Sobre este nuevo emprendimiento audiovisual, Montevideo Portal dialogó con su directora, Silvana Tomeo.
29.03.2010 16:02

¿De qué va la película?

Es una comedia de enredos que cuenta la historia de cinco amigos bien de barrio, de esos que se conocen desde chiquitos. Uno de ellos, el gordo Beto, se casa y un amigo de los que vienen del exterior llega especialmente para la despedida la noche anterior. Entonces se da cuenta de que no le hicieron despedida de soltero y decide organizarla 24 horas antes del casamiento, sea como sea. La película narra la cadena de acontecimientos que se dan esa misma noche.

¿Cómo llegás a este proyecto?

Este es un proyecto del productor ejecutivo y autor Alejandro Grober, con quien coincidimos en un evento ya hace unos años donde comenzamos a hablar de su idea, le contamos de nuestra empresa "De Acá Producciones" y quedamos en juntarnos para trabajar, primero haciéndole todo el servicio de producción.

¿Se pensó en que vos fueras la directora desde el principio?

Se fue desencadenando. Hubo algunos nombres en la vuelta cuando se salió a buscar co-productores y socios; algunos de ellos querían poner su director pero finalmente me lo propusieron a mí y fue como "¡y ahora qué hago!" porque era mi primer largo y me tiré al agua con todo porque me habían encantado el guión y el proyecto en sí y me divertía muchísimo hacerlo. Además fue una película que costó mucho financiar, no estuvo auspiciada por premios o por festivales, está totalmente apoyada por capitales privados. Para mí fue como un gran desafío, porque todos sabemos que hacer reír no es fácil y además por la propuesta del guión en sí, porque es una película con muchísimas locaciones, muchos actores y todas figuras importantes. Todo era un gran reto. A mí me encantan los desafíos así que me puse la zanahoria adelante, me tiré al agua con todo sin pensar demasiado y seguí hasta el final.

Es tu primer largo pero tenías experiencia en ficción para televisión, ¿verdad?

Sí, habíamos producido publicidades, cortos, algunos videoclips, e hicimos un capítulo piloto de una ficción llamada "Falsas apariencias", que en realidad era bastante cara de realizar y no pudimos llegar al total de la financiación, y como nosotros queremos hacerla bien, tal cual la pensamos, decidimos dejarla en "stand by" hasta conseguir los dineros que faltan.

¿Cuánto te sirvió ese trabajo previo y cómo te adaptaste a dos géneros diferentes como lo son la comedia y el policial?

Son bien distintos, pero ahí está por qué me gusta esto de ser directora, porque nunca nada es igual, tenés que pensar en contar con los planos, con la luz, hasta las actuaciones, implica estar siempre con la mente abierta. Lo que hago es tomar el guión, tratar de hacerlo mío, ver qué es lo que me da y a partir de ahí buscar la mejor manera de contar la historia. No me genera mucha dificultad pasar de un género a otro porque cuando vos disfrutás de algo lo hacés con muchas ganas aunque dé mucho trabajo. Mañana me dicen de hacer una película de terror y la hago, siempre digo que yo nunca haría una película de las que no voy a ver. No tengo miedo, soy de tirarme al agua.

Otro de los desafíos intrínsecos es que contás con el prejuicio del público local que no está acostumbrado a ver comedias uruguayas, ¿lo tuvieron en cuenta?

El uruguayo es muy crítico, nosotros fuimos al Festival de cine de Porto Alegre una semana antes del pre-estreno en Uruguay y se rieron mucho más allá que acá. El uruguayo es muy exigente. Lo que tratamos de hacer fue un producto muy bien realizado y que la gente se divierta. Espero que sea aceptado.

Ahora que la viste varias veces con público ¿qué reacciones encontraste? ¿Se rieron en los lugares que habías previsto o te cambió un poco la mirada a partir de la respuesta de la gente?

Hay cosas que funcionan tal cual como lo esperábamos y es un alivio, hay cosas en donde no había un chiste y se ríen igual y eso está buenísimo porque cada uno le da su lectura. En Porto Alegre me pasó una cosa muy linda: en la instancia posterior a la proyección se da un encuentro con la gente, y un uruguayo que llevaba 30 años en Brasil me dijo "me emocioné porque me reencontré con mis amigos de la barra, me hizo acordar a las historias de mi barrio". Después, una señora dijo "esta película tiene un mensaje precioso de la amistad". Cada uno le encuentra el mensaje que quiera, más allá de la comedia.

¿Cómo te metiste en un mundo tan masculino como el de las despedidas de solteros: una barra de amigos haciendo cosas de amigos?

Siempre le decía a Alejandro, el productor: vos hiciste una película "machista" y elegiste una mujer para dirigirla, es muy fuerte. Le di mi toque femenino en algunos momentos y traté de enriquecerme con todo lo que me contaron mis amigos y conocidos. Las despedidas de las mujeres y los hombres son bien distintas, así que traté de nutrirme de historias de amigos y con los mismos actores ensayamos dos meses antes así que ahí trabajamos las historias de ellos, de cómo se habían conocido, de los códigos masculinos y me nutrí mucho de ellos y de sus propias experiencias. Nunca me sentí sapo de otro pozo; incluso dirigiendo fue un equipo tan bueno y con tan buena onda entre todos que fue como un gran trabajo en equipo, en donde me sentí muy apoyada siempre. No me sentí desubicada en ningún momento.

¿Conocías todas las historias que te contaron sobre las despedidas de solteros de los hombres o te sorprendiste?

Algunas me sorprendieron pero no se pueden contar. Yo pensé que eran más tranquilos, pero hay algunos que hacen cosas muy zarpadas.

Cosas que no se ven en esta película, porque es para todo público...

Desde el comienzo fue pensada para la familia y la calificación es para todo público. Es una película supersana, con algunas picardías, sin personas desnudas. Está todo muy cuidado.

¿Cómo surge la elección del elenco?

El productor ya tenía algunos nombres en mente pero todos los que están hicieron casting, hasta Cristina Morán. Es más, gracias al casting Coco Echagüe y Maxi de la Cruz, que iban a hacer unos personajes más chicos, terminaron haciendo dos de los protagónicos. La idea siempre fue que hubiera muchas figuras que fueran apareciendo a modo de guiñadas con el público. Además está Fernanda Moro que es una actriz de Porto Alegre muy conocida (incluso cuando fuimos al festival en Brasil estaba todo su club de fans).

¿Se va proyectar en otro país además de Brasil?

Va a estar en Brasil, en México, en Argentina y en Chile y se están buscando más mercados. Siempre en el formato comercial, no es una película que pueda entrar mucho en los festivales.

Y después de esto ¿qué tiene la productora para el futuro?

Ganamos un premio para realizar un largometraje junto con mi socia, Karin Steffen, y nos vamos a ir a España para hacer un posgrado. Tenemos un policial en carpeta además de la ficción "Falsas apariencias". Por ese rumbo va el futuro y es por el lado en el que me quiero encaminar aunque es difícil, porque acá para vivir hay que hacerlo de la publicidad, pero tratamos de que nos conozcan por nuestros trabajos en las ficciones y largometrajes. Además producimos comercialmente en el programa de canal 12 "Calidad de vida" y eso nos ayuda mucho con el tema de los auspiciantes.

¿Qué pasó con ese proyecto de "Falsas apariencias" que incluso llegó a promocionarse por canal 4?

Nosotros tenemos el 50% de la financiación pronta, el inversionista que teníamos estaba vinculado con Europa y con la crisis retiró las inversiones y nosotros estábamos en ese paquete y no hemos podido conseguir otro que nos apoye, pero es un proyecto que seguimos peleando porque lo queremos sacar adelante. A lo mejor este año a raíz de esta película se puedan abrir nuevas puertas.

A propósito de la televisión y la ficción, ¿qué opinás de la ley de "cuota pantalla" que específicamente tiene una exigencia de ficciones en aire?

Me encanta que se hagan cosas, estoy feliz de que se produzcan ficciones, estén buenas o no, le gusten a la gente o no, porque se abren puertas y porque se van generando que se capacite el personal, ya que lo que está faltando es que todos nos acostumbremos a trabajar en ficción, desde los técnicos hasta los actores. Espero que se respete y que se hagan cosas generando muchas fuentes laborales; acá tenemos técnicos excelentes, no en vano vienen del exterior a filmar acá, más allá de lo económico.

Ahora que pasó un tiempo y que ya podés ver las cosas con otra distancia. ¿Qué tan conforme te quedaste con la película?

Siempre uno le encuentra cosas, sabe que lo podría haber hecho mejor, pero estoy muy conforme porque yo sé el esfuerzo que hubo para hacer esta película. Con lo que teníamos se hizo un producto mucho mejor que lo esperado. Me quedo contenta por los momentos de comicidad que se logran y por las actuaciones que son parejas y naturales. Saldo positivo más que nada.

Ernesto Muniz.

Ficha:
País: Uruguay
Director: Silvana Tomeo
Guión: Gerardo Tulipano
Reparto: Coco Echagüe, Maxi de la Cruz, Diego Delgrossi, Javier Tió, Paul Fernández
Estreno: 26 de marzo 2010.

Mirá el video