Contenido creado por Gerardo Carrasco
Curiosidades

Solo le faltan masones

Sionismo, comunismo y Pfizer: la loca hipótesis de atentado en explosión en Villa Biarritz

Comunicador conocido por sus curiosas teorías se viraliza con un planteo que daría envidia a los guionistas de Netflix.

27.07.2022 12:15

Lectura: 3'

2022-07-27T12:15:00
Compartir en

El tacuaremboense Edinson Motta conduce una emisora digital llamada Radio Renovar, que emite a través de redes sociales.

Ferviente negacionista de la pandemia, Motta saltó a la fama viral en abril del año pasado, cuando “decretó” el fin del “gobierno de soretes dictadores” y nombró al abogado Gustavo Salle como presidente.

En esa ocasión, dividió a la población uruguaya entre los desdichados que están “siendo utilizados como súbditos” y los “ciudadanos libres”, este último grupo integrado por quienes cumplen ciertos requisitos: “somos los que no nos vacunamos, no usamos tapabocas y respetamos la Constitución”.

En las últimas horas, la voz de Motta volvió a circular por WhatsApp y Telegram, servicios de mensajería que replicaron un fragmento de una transmisión en vivo que el tacuaremboense realizara en la noche del viernes, horas después de la trágica explosión ocurrida en un edificio en Villa Biarritz.

Durante el programa, Motta hizo alusión a supuestos comentarios que circularían “en los pasillos de la prensa”, y puso sobre la mesa una hipótesis conspirativa ad hoc: en el edificio siniestrado se ocultaría un misterio (o varios) relacionados con el sionismo, el comunismo y las vacunas. Todo junto y revuelto.

En el video, Motta comienza por señalar que el siniestro ocurrió en “una zona totalmente repleta de judíos sionistas”, y luego muestra su recelo acerca de la hipótesis más probable, que atribuye el estallido a una fuga de gas.

“Si fue una fuga de gas, yo creo que debería haber afectado más la parte de abajo y los edificios de al lado, no a los que estaban a dos cuadras”, expresa.

“¿Qué es lo que se quiere ocultar? ¿Había en ese lugar documentos que tienen que ver con lo que se ha firmado con Pfizer?”, se pregunta el conductor, para luego añadir que —según sus informantes— en el edificio se esconden “documentos importantes que tienen que ver con un par de causas judiciales muy fuertes” en “casos relacionados con gente del Partido Comunista”.

“Eso es lo que se habla”, resume Motta, quien asegura tener “el contacto directo” con eso que denomina “pasillos del periodismo”.

“¿Quién vivía ahí? ¿Por qué no se quiere hablar de los que vivían ese edificio? ¿Se escondía algo ahí?”, vuelve a interrogarse para responderse: “Si a mí me preguntan, creo que es un atentado”.

En cuanto a cómo se habría cometido tal ataque, Motta asegura que conocidos suyos que “están en el rubro de la investigación” sugieren que pudo haber sido obra “de un dron o de un cierto misil teledirigido”.