Locales

La mala educación

Reclaman ley para responsabilizar a centros de estudio, tras caso de bullying

Si bien la Justicia condenó a la familia del señalado como principal acosador, absolvió al colegio y al resto de los compañeros de la víctima.
17.09.2018 20:37
2018-09-17T20:37:00
Compartir en

Si bien la familia que denunció bullying contra su hijo recibirá una indemnización y logró acreditar el abuso sexual sufrido por el adolescente, la Justicia consideró en su fallo que "no surgió acreditado con la rigurosidad requerida" que haya existido un acoso por parte de los compañeros de la víctima ni omisión por parte del colegio.

En el dictamen del juez Federico Tobia, al que accedió Montevideo Portal, se consigna que de las declaraciones de los involucrados no lograron comprobar, a criterio del juez, "la existencia de un comportamiento agraviante y/o discriminatorio de parte de los alumnos-compañeros de G. que tuvieran una conexión causal con el acoso moral denunciado o que supusieran un ambiente de estudio hostil con los lineamientos que vienen de referirse".

La familia sí logró probar el acoso sexual que el adolescente sufrió en su propia casa, cuando tuvo que recibir, contra su voluntad, al acosador en su casa para realizar un trabajo de inglés. En esa oportunidad, consigna el expediente, el acosador obligó a la víctima a realizar actos sexuales.

La intervención en el caso de la psicóloga Silvana Giachero, psicóloga y perito forense especializada en las terapias sobre bullying y mobbing, fue clave para comprobar el abuso. El informe de la psicóloga acreditó que la víctima "presentó indicadores de haber transitado una experiencia sexual abusiva, dado por un relato verosímil, claro, consistente del vínculo con su compañero de clase".

Giachero reportó que la víctima demostró "miedo, parálisis, el temor a la reacción social, así como la evaluación errónea de su capacidad", elementos que "lo hacen especialmente frágil".

Según la psicóloga, "esas características personales no son compatibles con la fabulación o creación de un hecho que solo lo haría más vulnerable".

La especialista añadió, consigna el informe, que el adolescente demostró "síndrome de estrés postraumático causado por una acumulación de la violencia psicológica modal y verbal sistemática y repetitiva".

El juez consideró que en este punto sí se comprobaba "la configuración del abuso, acoso, denunciado", diferenciado la responsabilidad del joven señalado como acusador del resto de sus compañeros o el colegio, que no fueron imputados por el magistrado.

En su perfil de Facebook, la psicóloga Giachero señaló que es "el primer caso ganado en Uruguay sin ley" sobre acoso escolar, apuntando que "por ello quedó impune el centro de estudio privado y católico".

"Tenemos que avanzar para que se responsabilice a los centros de estudios", concluyó la psicóloga.

Sentencia Caso de Bullying by on Scribd

Montevideo Portal