Política

En la cresta de la ola

Líder, rebelde, surfista y abogado: un repaso por la vida de Luis Alberto Lacalle Pou

El camino fue largo y difícil, lo soñó desde hace años y después de insistir se cristalizó. En los próximos cinco años será el presidente del Uruguay.

28.11.2019 13:27

Lectura: 7'

2019-11-28T13:27:00
Compartir en

Luis Alberto Lacalle Pou nació el 11 de agosto de 1973, tiene 46 años y fue legislador por el Partido Nacional en los últimos cuatro períodos (tres veces diputado y una senador).

Luis Lacalle Pou, tres veces diputado y una senador, además viene de una de las familias más tradicionales de la política uruguaya.

Es hijo del expresidente Luis Alberto Lacalle Herrera, que gobernó entre 1990 y 1995, y es bisnieto de Luis Alberto de Herrera, uno de los máximos próceres del Partido Nacional, integrante del Consejo Nacional de Gobierno entre 1955 y 1959, el Poder Ejecutivo colegiado que existía entonces. Su madre, Julia Pou, fue senadora.

Tiene dos hermanos y tres hijos. Estudió en el colegio The British School y se recibió como abogado en la Universidad Católica del Uruguay.

Su primera elección como candidato a presidente fue en 2014 tras definir en segunda vuelta ante el ganador de aquella contienda, Tabaré Vázquez, actual presidente de la República.

Lacalle Pou logró convertirse en presidente luego de una campaña electoral en la que tuvo como objetivo formar una coalición multicolor, algo que logró en la noche del 27 de octubre, luego de las elecciones nacionales.

Rebelde con causa

El líder nacionalista ha dicho en varias entrevistas que siempre fue "un rebelde" y que le gustaba "desafiar a la autoridad". Además, ha dicho que fue "un estudiante del montón" pese a las exigencias de sus padres.

Así se lo describe en el libro "Luis Lacalle Pou, un rebelde camino a la presidencia", de Esteban Leonís, donde se muestra a la persona detrás del político.

Por su parte, el periodista Alfredo García publicó este año el libro "Once rounds", basado en conversaciones con el presidente electo Luis Lacalle Pou.

García resaltó en una entrevista en Radio Sarandí que Lacalle Pou es "intelectualmente honesto" y reveló que consulta permanentemente a asesores idóneos en temas que no son de su pleno dominio.

El periodista destacó la sensibilidad que demostró el líder del Partido Nacional cuando se abordaron temas sociales.

El surf y el agua como pasión

"Soy un biólogo marino frustrado. O un oceanógrafo", dijo Luis Lacalle Pou entrevistado este año por el programa De Cerca, conducido por Facundo Ponce de León y emitido por TV Ciudad.

El presidente electo tiene como pasión el surf y el agua. "Siempre tuve una vinculación muy estrecha con el mar y me siento muy cómodo el agua. Y he tratado de buscarle explicación. He visto que el elemento agua sobre el cuerpo es una sensación especial, me imagino porque los primeros nueve meses de vida estás ahí, estás en un líquido y después no estás con los pies sobre la Tierra. Yo creo que el no tocar tierra firme, el estar flotando también te aleja de algunas energías de la Tierra. A mí personalmente me limpia el pizarrón. De las pocas veces que me libero", dijo al citado programa.

Lacalle Pou compitió en natación en el Banco República y ha dicho que "era muy bueno nadando, pero era muy chiquito".

Con respecto a su faceta surfista señaló en la sección "Fuera de ambiente" del programa Todo Pasa de Océano FM que la primera vez que se tiró a surfear "fue en la Barra en Maldonado a los 10 u 11 años".

Viajó a lugares como Centroamérica para practicar ese hobby, que lo aprendió de manera autodidacta.

Prejuicios y su adolescencia

En diciembre de 2017 Luis Lacalle Pou fue entrevistado por César Bianchi en su sección Seré Curioso, de Montevideo Portal.

En un extenso reportaje Lacalle Pou habló sobre la experimentación con las drogas y señaló que ya no le molesta que lo tilden de "oligarca" o "pituco".

Consultado si le molesta que lo llamen oligarca respondió: "Oligarca nunca... Bueno, pobre Juan José (Domínguez, legislador del MPP que lo llamó "oligarca puto"), yo creo que le salió su parte más refractaria, yo tenía una buena relación con él. Al mes me vino a pedir perdón".

"Y lo de pituco... a mí no me lo dicen, ponele que en redes. Yo que sé, es un estereotipo, yo no me califico así. No sé si soy más o menos pituco. Ahora, que tuve más oportunidades que otros uruguayos, sí, y eso me hace un deudor de la sociedad", añadió.

Lacalle Pou dijo en esa entrevista que hizo "un proceso de adolescencia atípica, dura, fuerte, compleja. Siempre le pido disculpas a mi madre, que vivía con el corazón en la boca...".

"Era un tipo de tomar riesgos, de no tener muchos límites, hijo del medio, petiso, inseguro...", añadió.

Consultado por Bianchi si las drogas tuvieron algo que ver en ese proceso respondió: "Las drogas son una consecuencia, no es una causa. La experimentación con drogas la tuve".

Además, reconoció que no era un adicto. "Yo rompía límites. Nunca tuve que ir a una clínica ni nada de eso. Cuando probé cocaína y alguna pastilla, estaba jugando al rugby en primera, y entrenaba tres días a la semana, iba al gimnasio. Ponéle que tenía 20, 21 años. Y un día dije ‘ya está. No era un consumidor cotidiano".

Desde 2014 el objetivo y el camino estaban claros

Lacalle Pou dijo en 2013 en el programa Claves Políticas de Nuevo Siglo que planificó su carrera electoral "para 2019" y no estaba en sus planes adelantarse.

Finalmente corrió la carrera política en 2014 y dio el batacazo en la interna derrotando por amplia ventaja a un dirigente de primera línea dentro del nacionalismo, Jorge Larrañaga.

Bajo el slogan "Por la positiva" y una campaña que apuntaba a "construir y trabajar juntos" logró una buena votación en su primera performance como candidato por el Partido Nacional, con un 30,88%. Sin embargo, la votación del actual presidente Tabaré Vázquez fue de 47,81%, por lo que triunfar en aquel balotaje era una utopía.

Finalmente, en aquel balotaje Vázquez se impuso contra Lacalle Pou por 56,50% contra 43,50%, la diferencia era amplia, pero el líder nacionalista se perfilaba para encabezar la oposición con 42 años y mucho para aprender de cara a las próximas elecciones.

Lacalle Pou asumió ese rol de liderar la oposición y fue crítico con el gobierno durante los últimos cinco años. Pedidos de informes, llamados a sala y comisiones investigadoras fueron algunos elementos que usó durante su rol como legislador y que fue acompañado en gran medida por referentes de su partido y otros.

Este año llevó a cabo una campaña en la que parecía que siempre estuviese con la mira en el balotaje del pasado domingo. No entró en polémicas durante la elección interna (con el fenómeno Juan Sartori), tuvo una muy buena votación en la interna, lo que le permitió elegir a su compañera de fórmula con convicción.

Confirmada la fórmula junto a Beatriz Argimón esa misma noche empezó a hablarle a quienes no lo votaron en la interna, sectores dentro del Partido Nacional y guiñando a los otros partidos.

Recorrió el país con los programas de gobierno del Partido Colorado, Cabildo Abierto, Partido Independiente y Partido de la Gente. Tuvo coincidencias con los líderes de la oposición y eso se plasmó en la noche del 27 de octubre, cuando estos dirigentes políticos expresaran su apoyo público a la fórmula nacionalista.

El camino fue largo y difícil, lo soñó desde hace años y después de insistir se cristalizó. En los próximos cinco años será el presidente de todos los uruguayos.

Montevideo Portal


Te puede interesar ¿Cómo fue la carrera de Luis Lacalle Pou a la presidencia? Un repaso a su vida política