Policiales

El loco de la motosierra

Hombre que atacó con motosierra a vecinos en Canelones quedará con prisión preventiva

El sujeto, que dijo estar bajo los efectos del LSD, atacó a varios vecinos e hirió gravemente a uno, robó un patrullero y mató a una perra a golpes.
11.12.2018 13:35
2018-12-11T13:35:00
Compartir en

La fiscal Sabrina Massaferro, de la Fiscalía de la Ciudad de la Costa, solicitó este martes la prisión preventiva por 90 días para el hombre que el sábado cometió "reiterados delitos de violencia privada", un delito de lesiones personales y un delito de atentado especialmente agravado en Jaureguiberry.

En el texto de la solicitud, la fiscal cuenta que el pasado sábado, cerca de las 15 horas, el imputado (L.M.P.I), quien estaba bajo los efectos del LSD, ingresó a una obra en construcción, donde empezó a golpear las paredes con sus puños y a gritar "no me dejés así, abrime la puerta".

Según el relato, es aquí cuando se quita la ropa y se retira del lugar desnudo y ensangrentado.

En el camino, se cruza con un vecino (J.S), quien lo vio en ese estado y le consultó si precisaba ayuda. El imputado "lo atropelló" y le gritó: "Vos sos Satanás, te voy a matar". Ante esto, el vecino corrió, se encerró en su vivienda y llamó al 9-1-1.

El imputado saltó el tejido de la vivienda, se acercó a la ventana "buscando entrar", y continuó amenazando de muerte al hombre.

Otro vecino (G.R.B) notó la situación y pidió ayuda a tres vecinos más. El imputado arremetió contra estos hombres y se dirigió hacia la vivienda de otro vecino, donde rompió el portón, ingresó, "agarró" a una perra "y la mató a golpes contra la pared".

Acto seguido tomó la motosierra y, expresando que Dios era su pastor, que lo iba a ayudar y que los demás eran el demonio, atacó a uno de ellos, hiriéndolo de gravedad en el brazo y muslo derecho.

Durante el ataque, la motosierra se trancó, pero el imputado continuó golpeando a su víctima con ella. En ese instante, dice la fiscal, los vecinos intentaron reducirlo y atarlo, pero lo lograron.

Segundos más tardes llegaron dos funcionarios policiales, quienes también fueron agredidos. El imputado se subió al patrullero y lo condujo durante unos metros hasta que el vehículo quedó enterrado. Ya dentro del patrullero, y con la ayuda de otros cinco policías, el hombre pudo ser detenido.

La fiscal pidió 90 días de prisión preventiva entendiendo el "peligro" de este hombre para la sociedad y porque aun restan por recabarse testigos y una ampliación de la pericia psiquiátrica. 

Montevideo Portal