Locales

Ver o creer

El vidente Marcelo Acquistapace dio sus sensaciones en el caso de la desaparecida Mónica Rivero

Asegura que no concuerda con las conclusiones de otros videntes consultados por la familia y ofrece otra mirada sobre su paradero.

21.03.2017 10:30

Lectura: 3'

2017-03-21T10:30:00
Compartir en

La familia de Mónica Rivero, la mujer desaparecida el 13 de febrero cuando se dirigía a una peluquería en Luis Alberto de Herrera y Ramón Anador, recibió información de que estaría muerta y de que sus restos se ubicarían en el Parque Roosevelt.

Así lo explicó a Subrayado su abogada, Fabiana González Raggio, que manifestó que hay "coincidencia" en la información aportada por cuatro videntes distintos, que describen la zona de búsqueda.

Durante las investigaciones por su desaparición, la Policía averiguó que tanto ella como su esposo y dos hermanos son clientes VIP del Hotel Conrad de Punta del Este, registrados varias veces en el sistema de ingresos, por lo que se pidió al establecimiento un informe de sus gastos y actividades en los últimos dos años. En febrero, los agentes también intentaban averiguar si existe vinculación entre una denuncia que presentó la empresa Lestido, donde Rivero trabaja, sobre el faltante de casi 200.000 dólares. El dinero era manejado por la mujer.

Montevideo Portal consultó a Marcelo Acquistapace, uno de los videntes que trabajaron al comienzo del caso.

Acquistapace explicó que fue contactado por la hermana de Mónica y que estuvo trabajando en contacto con la familia hasta hace unas tres semanas, aunque ayer hizo una nueva prueba en forma independiente. "No me generaba desprendimiento, lo que significa que no estaba fallecida. Estaba como oculta en un lugar, y luego les di unas referencias, que escuchaba el pasaje de una ruta", dijo el vidente.

Sin embargo, señaló que tuvo discrepancias con la familia luego de que lo llamaran paras decirle que estaban en contacto con una vidente (que "dijo cualquier disparate", según aclaró) y luego con otro que supuestamente coincidía con lo que él había dicho. "Yo no tengo problema en ayudar en forma honoraria, como hago siempre, pero no de esta manera", dijo.

"Anoche traté de posicionarme un poco sin trabajar con las prendas. Y lo que me llama la atención es que la veo rubia y en actividad", dijo Acquistapace, que tras hacer una nueva prueba volvió a contactarse con Montevideo Portal. "Siento todos los días un estímulo asociado a las máquinas tragamonedas. Me da la sensación de que estuviera sacando algo de plata todos los días para ir viviendo. Además, me transmite que está en una ciudad intermedia (donde hay casinos), no una ciudad grande. Y lo que sí llama la atención, es que está bien contrastado el pelo y se hizo un cambio de lentes", dijo, aclarando que nota "un color celeste" en sus nuevos anteojos.