Locales

Heavy metal

El PIT-CNT, entre el paro del 28 de agosto y el "impuesto al robot"

La central sindical elabora un documento que analiza cómo posicionarse ante los cambios tecnológicos y sus efectos en el desempleo.

01.08.2019 12:34

Lectura: 3'

2019-08-01T12:34:00
Compartir en

La Mesa Representativa Nacional Ampliada del PIT-CNT resolvió su plan de acción para el segundo semestre del año, en base a tres ejes centrales: en defensa del trabajo de calidad, de la negociación colectiva y por la democracia plena, según anunció en un comunicado.

La central sindical comenzó a desarrollar asambleas en centros de trabajo y recorridas por todo el país.

El sitio web del PIT-CNT anunció que el 28 de agosto se realizará una gran movilización en el área metropolitana "con el objetivo de impulsar propuestas programáticas en defensa del trabajo, la promoción de la inversión productiva, políticas educativas, de vivienda y en materia de salud".

Asimismo, durante el mes de setiembre el PIT-CNT invitará a los candidatos a la presidencia para que se expresen sobre las propuestas que impulsará el movimiento sindical.

En la votación de la reunión de ayer, se decretó un paro general parcial de 09 a 13 horas. "En el área metropolitana se concentrará en la explanada de la Universidad y posterior marcha al Obelisco donde se desarrollará el acto central. La medida es de carácter nacional por lo cual se faculta a los diferentes plenarios del interior se adapten a la misma, dentro de sus posibilidades y características", indica el texto.

Actualmente, la Mesa Representativa del PIT-CNT está elaborando un documento de balance y perspectiva sobre los temas ya mencionados. El documento es aún un borrador, según supo Montevideo Portal, aunque el semanario Búsqueda publicó hoy algunos adelantos de lo que se ha tratado hasta el momento.

Por ejemplo, se habla de los cambios y desafíos implicados la revolución tecnológica, ya que el avance puede convertirse en un acelerador de "los procesos de exclusión y concentración".

Según su visión, "la investigación científica que produce nuevas tecnologías está diseñada para reproducir y profundizar la concentración". Por eso, proponen centrar el abordaje de la revolución tecnológica en el marco de "la disputa entre el capital y el trabajo".

La central sindical propone debatir sobre "las formas de apropiación de la riqueza generada por la revolución tecnológica" y la necesidad de que el Estado estimule las inversiones generadoras de empleo pero desestimule las que transfieren las ganancias por las mejoras de productividad al capital, señala el informe.

En este sentido, se sugiere ir en dos direcciones: la instrumentación del "impuesto al robot" y los impuestos a las empresas que sustituyen "trabajo vivo por trabajo muerto". También se analiza incluir medidas como la renta universal y la reducción de la jornada de trabajo.

Las otras dos transiciones repasadas en el documentos son "la interestatalidad a la mundialización del capital", que hace que las multinacionales tengan a veces mayor poder que los Estados nación (con más influencia de los tribunales supranacionales) y el "cambio geopolítico", en el que el capitalismo ya no es unipolar (con prevalencia de Estados Unidos) sino multipolar, con el ascenso de las economías de China, Rusia, India y Brasil.