Internacionales

Conmovedor

“¿Me puede ayudar?” Niño abandonado en el desierto es ejemplo de drama migratorio en EEUU

Un funcionario aduanero se topó con un pequeño nicaragüense, extraviado en su intento de ingresar al país norteamericano.

08.04.2021 11:01

Lectura: 3'

2021-04-08T11:01:00
Compartir en

El video, filmado por un agente de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP) , es harto elocuente. En el medio de la nada, en un paisaje solitario, desolado y plano, se destaca una solitaria figura: un niño abandonado a su suerte.

Entre sollozos, el pequeño, de sólo 10 años, pide ayuda al funcionario y explica que había llegado hasta allí con un grupo de migrantes ilegales, quienes lo dejaron atrás en su marcha.

Según informa el periódico matritense El País, el video fue registrado el pasado 1º de abril en La Grulla, Texas, al este de Rio Grande City, una ciudad sobre la frontera entre los Estados de Texas y Tamaulipas (México).

El video fue publicado en Facebook por Anjel Fernández, amigo del agente que lo grabó, y poco a poco fue acumulando reproducciones. "Esta área está infestada de serpientes de cascabel", agrega Fernández.

En el video, el pequeño cuenta que no viajaba junto a sus padres sino con un grupo de migrantes. "Me dejaron botado", dice entre lágrimas. "me pueden robar, secuestrar o algo, y tengo miedo", agrega. Según testimonios, el niño formaba parte de un grupo de aproximadamente 180 migrantes irregulares que cruzaron desde México a Estados Unidos.

El menor, sano y salvo, fue trasladado a las instalaciones de detención de la CBP en la localidad de Donna, Texas, donde se lo alimentó y se le realizaron tests de detección de coronavirus.

Dicho centro de detención ha estado en el ojo de la polémica en los últimos días debido a los reportes que hablan de niños hacinados en jaulas a la espera de que se resuelva su situación legal y destino futuro.

Por ley, las autoridades cuentan con 72 horas para resolver la situación de los menores migrantes detenidos, ya sea deportándolos o liberándolos. Sin embargo, el creciente flujo migratorio de las últimas semanas ha saturado su capacidad.

De acuerdo con la citada crónica, marzo de 2021 fue el mes con mayor cantidad de migrantes desde el año 2006. Datos primarios hablan de 171.000 personas, un 11% de ellas eran menores sin acompañantes.
"Al igual que todos los niños migrantes que llegan sin compañía (de padre, madre o custodio legal) y la Patrulla los encuentra, el niño será transferido a salvo a la custodia de la Oficina de Reasentamiento de Refugiados en el Departamento de Salud y Servicios Sociales", se lee en un comunicado de la CBP, recogido por la agencia noticiosa EFE.

Según la policía de frontera, "escenas como esta son muy comunes, ya que los contrabandistas continúan abandonando a los niños en áreas desoladas, sin consideración alguna de su bienestar".

La Oficina de Aduanas y Protección de Fronteras pidió a quienes contemplan entrar de forma ilegal a Estados Unidos que "no crean" a los "contrabandistas de personas" que les alientan a hacerlo y después "ponen en peligro a las poblaciones más vulnerables".

El Gobierno del presidente Joe Biden ha continuado la política de su predecesor, Donald Trump, por la cual los migrantes adultos y grupos familiares que llegan a la frontera son expulsados a México.

Pero el Gobierno de Biden ha adoptado una política diferente con relación a los menores de edad que llegan sin compañía y les da albergue temporal mientras localiza a sus familias.

Los albergues supervisados por el Departamento de Salud tienen actualmente más de 20.000 menores de edad bajo su custodia.