Economia
Hablando en plata

Gabriel Oddone: “No hay un escenario de crisis por venir, gane quien gane las elecciones”

El economista dijo que "para el año que viene no se piensa en las tarifas como ajuste fiscal, pero sí el próximo gobierno lo debe tener en consideración".

08.11.2019 13:54

Lectura: 4'

2019-11-08T13:54:00
Compartir en

Gabriel Oddone, economista y doctor en Historia Económica, fue entrevistado este viernes por el programa Para empezar el día (Radio Oriental) y habló sobre la situación económica del país y los principales desafíos del próximo gobierno.

Oddone recordó que la economía uruguaya "está estancada y hace cuatro trimestres que no crece".

"Eso configura un escenario negativo, pero al mismo tiempo que uno contrasta con la región, puede decir que lo positivo es que resistimos mejor, lo negativo es que Uruguay está estancado hace un año aproximadamente", agregó.

El economista que, es socio de CPA Ferrere, cree que "el principal desafío del próximo gobierno es recuperar el crecimiento para hacer sostenible un conjunto de transformaciones que se hicieron en los últimos años que en la medida que el país no crezca no van a poder ser sostenibles".

"Tenemos una recesión, pero no estamos en una crisis en ningún caso. No hay un escenario de crisis en ningún caso, gane quien gane las elecciones", añadió.

Además, consultado sobre la situación económica de Argentina y las comparaciones con nuestro país durante el 2003 dijo que "es bastante distinta y hay varias razones por las cuales Argentina no está en una situación similar a la de Uruguay en 2003".

"A partir de mediados de 2002 Uruguay hizo un conjunto de transformaciones en su gestión de las finanzas públicas y en cómo encaró las políticas macroeconómicas, que nos dieron este escenario de mayor capacidad de resistencia en el marco de un escenario regional negativo", añadió.

El economista dijo en el citado programa radial que "Uruguay tiene dos grandes problemas y para ello debería trazar una estrategia creíble a nivel macroeconómico, y mejorar su problema fiscal".

"Es imprescindible trazar una estrategia fiscal creíble. Uruguay tiene hoy un déficit fiscal del 5% del PIB. Eso hace que se deba actuar, si bien es cierto que Uruguay tiene una situación de sus stocks y reservas internacionales que hacen que no haya que andar corriendo y andar estresado en esto, sabemos que la relación deuda-producto va a seguir creciendo y eso hace que la deuda sea insostenible y eso arriesga a perder el grado inversor", agregó.

Por otro lado, Oddone consideró que "una reforma de la seguridad social es indispensable, una reforma paramétrica a nivel global, pero es imposible si no se atacan algunos de los problemas de las cajas que son deficitarias".

"Los ajustes fiscales mediante el gasto fiscal son lentos, los que vienen por los impuestos son rápidos, el sector privado está esperando hace tiempo el ajuste fiscal", añadió

Consultado sobre medidas puntuales por los periodistas Alfonso Lessa y Mauricio Almada, Oddone señaló: "No atacaría ningún impuesto que afecte la inversión, no modificaría el IRAE sino que lo bajaría, los impuestos indirectos se pueden revisar como el IVA en la inclusión financiera. El IVA es un impuesto que se podría aumentar desde un punto de vista técnico".

"Para el año que viene no se piensa en las tarifas como ajuste fiscal, pero sí el próximo gobierno lo debe tener en consideración"

"Deberíamos encaminarnos a una gestión independiente de las empresas públicas, con mandatos de políticas públicas que presten servicios en condiciones de competencias", agregó.

El economista cree que es necesario "ponerle un techo al crecimiento del gasto, asociado a un techo al crecimiento de la economía no es una mala idea, pero hay que diseñarlo con cuidado".

"Si algo hizo bien Uruguay en estos 15 años fue evitar una crisis, tiene un sector bancario en orden, más allá de que el escenario regional se vuelva negativo", explicó.

Con respecto a la región, el socio de CPA considera que "Brasil no va a ser una fuente de problemas para Uruguay, distinto de Argentina que va a generar una orientación dirigista, que no va favorecer ni la inversión ni el crecimiento".

"La inestabilidad financiera y la volatilidad cambiaria argentina van a ser un dolor de cabeza para Uruguay. Tanto en el canal financiero, como el en cambiario Uruguay está más seguro, entonces Argentina nos va a complicar, pero no nos va a hundir como antes", advirtió.

Por último, cree que nuestro país "debería insistir con los acuerdos bilaterales siempre y cuando eso suponga no romper con el Mercosur".

Montevideo Portal


-->