Contenido creado por Santiago Magni
Medioambiente

Ver para creer

La historia del delfín tonina sin cola que fue avistado en las costas de Rocha

Se lo ha observado en La Paloma y Aguas Dulces participando desde su capacidad en comportamientos de caza y recreativos junto a la manada.

03.08.2021 17:49

Lectura: 2'

2021-08-03T17:49:00
Compartir en

"Muñoncito" es un delfín que fue avistado en Aguas Dulces (Rocha) el 12 de marzo del 2021 por la bióloga Paula Laporta, y nombrado de esta manera por su particularidad de no tener su aleta caudal.

"En una salida junto a Paula Laporta el 2 de mayo entre Valizas y Aguas Dulces fue que lo conocimos por primera vez donde se encontraba en un grupo de ocho toninas", explicó a Montevideo Portal Leandro Borba, integrante del grupo Fauna Marina Uruguay.

"Su nado es de costado, siempre atrás del grupo en particular en el cual participe, pero igualmente no deja de ser uno más de la manada. La segunda vez que lo pudimos avistar fue el 16 de mayo ya en La Paloma, en playa La Aguada, donde fue avistado también por Martin Abreu, vicepresidente de la ONG Coendú (Conservación de Especies Nativas del Uruguay)", agregó.

En ese sentido, al verlo por segunda vez continuaban preguntándose qué le había pasado y cuáles eran las causas de la falta de la aleta caudal.

Borba comentó que no habían tenido señales de "Muñoncito" hasta el pasado 29 de julio. "Tuvimos la enorme sorpresa de encontrarlo nuevamente por La Paloma, en playa La Aguada, acompañado de seis toninas más donde pudimos apreciar la interacción de este sobreviviente y luchador delfín.

Pudimos observarlo participando desde su capacidad en comportamientos de caza junto a la manada, también en comportamientos recreativos", añadió.

Borba explicó que "Muñoncito" es "el delfín tonina sin cola de Uruguay". "Sabemos de otra historia igual que dio lugar a una película del famoso delfín Winter", señaló.

"Winter fue encontrado en el 2005 en una trampa frente a la costa de Florida, con una infección que lo tuvo al borde de la muerte y lo hizo perder su cola. El delfín sobrevivió al invierno y el médico Dan Strzempka creó una prótesis de silicona, que fue la solución para que pudiera nadar y llevar una vida normal", agregó.

"Esperamos poder seguir registrándolo por nuestras costas y a través de las imágenes y fotografías llegar a desvendar la falta de su aleta caudal (cola)", concluyó Borba.


Te puede interesar Video muestra “coletazos” de una ballena franca con cola blanca en La Paloma