Internacionales
Horrible

Brasil: comenzó juicio por caso de infanticidio y abuso que conmovió al país

En 2016, el reo apalizó a su hijastra de 4 años durante días y hasta la muerte “por comer una galletita a escondidas”.
10.04.2019 08:25
2019-04-10T08:25:00

Esta semana comenzó en la ciudad brasileña de Manaus el juicio por el asesinato de la niña Leticia Ferreira Lobato, fallecida a los cuatro años el 2 de mayo de 2016, a causa de una galletita. El padrastro de la niña, Kedson da Silva Coelho, que entonces tenía 21 años, es acusado de haber agredido durante tres días a la pequeña, que falleció posteriormente en un hospital

Elaine Olavo Lobato, tía de la malograda niña, sostiene que los familiares sólo desean que la Justicia prevalezca y que Kedson sea condenado por el crimen, según informa el periódico local Em Tempo.

"Además de matar a mi sobrina, él abusó de la otra (que hoy tiene 9 años) y que tampoco era hija de él. Y, peor, la madre continúa con él y tiene otro hijo. Quiero que ella pague también", manifestó con indisimulada furia la tía de Leticia. El agresor fue arrestado en junio de 2016. La madre de la niña, Pamela Borba Ferreira, también está siendo procesada pero permanece en libertad

El padre de Leticia, Leonardo Olavo Lobato, consiguió luego del crimen que la Justicia le otorgara la custodia de la hermana de la niña, que no es hija suya ni de Kedson, sino de un tercer hombre, con el que Pamela se había relacionado anteriormente.

A casi tres años de la tragedia familiar, la niña continúa en tratamiento psicológico para superar la muerte de su hermana y el abuso sufrido a manos de su padrastro.
Leonardo declaró el martes ante el tribunal, y el juicio continuará en los próximos días.

El 2 de mayo de 2016, Leticia Ferreira Lobato fue internada en el SPA de Galilea a las 22h15, presentando un cuadro de paro cardiorrespiratorio, muriendo poco después. El equipo médico halló varios hematomas en el cuerpo de la niña y dio aviso a la policía. Desde el primer momento, las sospechas apuntaron al padrastro

Kedson da Silva Coelho fue arrestado el 2 de junio en la casa de su madre. Según el reporte policial redactado en aquel momento, el individuo había propinado varios puntapiés a la niña, furioso porque esta había comido una galletita a escondidas.