Economia
Un poquito

Berlín prevé que la economía alemana crezca este año un 1,1 %

El gobierno alemán no se da por satisfecho con el crecimiento previsto para este año.

29.01.2020 12:06

Lectura: 3'

2020-01-29T12:06:00
Compartir en

El Gobierno alemán calcula que el producto interior bruto (PIB) de la mayor economía europea avanzará este año un 1,1 %, cinco décimas porcentuales más que en 2019, pero aún por debajo de la media de los últimos ejercicios por la guerra comercial y el "brexit".

El ministro alemán de Economía, Peter Altmaier, avanzó este dato en la presentación este miércoles en Berlín de su informe económico anual, en la que reconoció que no se puede dar por satisfecho con el crecimiento previsto para este año.

"El crecimiento actual no nos puede dejar satisfechos, porque las cifras siguen siendo bajas. Debemos reforzar el crecimiento, la competitividad y la productividad", aseguró el cristianodemócrata en rueda de prensa.

No obstante, Altmaier aseguró percibir "un rayo de luz en el horizonte" con los datos de 2020 y un cambio positivo en la tendencia de la tasa de crecimiento, que vuelve a incrementarse "paso a paso", pese a que se mantiene una "coyuntura tensa".

De esta forma, aspira a prolongar el actual ciclo alcista de la economía alemana por lo menos hasta 2021 (para el que el Ministerio de Economía prevé un avance del 1,3 % del PIB) hasta los doce años consecutivos, lo que sería el mayor período de crecimiento desde los años 60 del siglo pasado.

Altmaier se dijo "cautamente optimista" y confió en que en 2020 las "tensiones internacionales" no sólo no empeoren, sino que mejoren. Esperó en concreto que los "conflictos comerciales entre EEUU y China y entre EEUU y la UE no escalen" y que las incertidumbres ligadas al "brexit" se difuminen.

Sobre los posibles efectos del coronavirus de Wuhan (China) sobre la economía alemana (donde ya se han confirmado cuatro casos), el ministro explicó que por el momento, con lo que se sabe de la enfermedad, "no sería serio" o "responsable" hacer pronósticos.

La estimación de Economía prevé que el sector exterior -pese a ser un puntal tradicional de la locomotora alemana- tenga una contribución negativa al PIB, porque las importaciones crecerán más en términos relativos que las importaciones (pese a que en términos absolutos las exportaciones serán mayores que las importaciones).

El Gobierno alemán espera asimismo que la tasa de desempleo se mantenga en el 5,0 % mientras sigue aumentando la población empleada, y que los salarios suban un 2,7 %, moderando los repuntes del 3,2 % de los últimos dos ejercicios.

El informe económico anual destaca que Alemania ha conseguido, por primera vez desde 2002, situar el conjunto de su deuda pública por debajo del 60 % del PIB, cumpliendo con los criterios del Tratado de Maastricht.

Esto ha sido posible porque el Gobierno federal y el conjunto del Estado -incluyendo también a los Länder, los municipios y la capa de la seguridad social- cerraron el pasado ejercicio en positivo, su quinto y octavo año consecutivo, respectivamente.

El PIB alemán creció un 0,6 % en 2019, según datos provisionales de principios de enero, la peor tasa desde 2013, y tras el 2,5 y 1,5 % de 2017 y 2018, respectivamente. El avance medio del PIB entre 2008 y 2018 fue del 1,3 %.

EFE