Salud

La otra cara de la moneda

La “guerra” contra las drogas en Latinoamérica criminaliza a las mujeres, según experta

Conversamos con Mercedes Ponce de León, quien participará de una ronda de Mujeres Cannábicas y Antiprohibicionistas en la Expocannabis 2019.

13.11.2019 13:06

Lectura: 5'

2019-11-13T13:06:00
Compartir en

Del 6 al 8 de diciembre, Centro de Eventos del LATU de Montevideo, se desarrollará por sexto año la Expocannabis, evento de referencia en la región con información sobre la industria del cannabis.

Dentro de las diferentes apuestas, se realizará el sábado 7, a las 16 horas en la Carpa de Talleres, una ronda de Mujeres Canábicas y Antiprohibicionistas. No se debatirá sobre el uso de las mujeres, sino que se "visibilizará la situación de vulnerabilidad que viven las mujeres y los niños en cuanto a este tema, la criminalización que hay y el estigma social que esto arrastra", cuenta a Montevideo Portal Mercedes Ponce de León, referente local del sector y Miembro de la Comisión Directiva de la Cámara de Empresas de Cannabis de Uruguay (CECAM).

Ponce de León destaca que la sociedad patriarcal en la que vivimos ha trasladado el machismo también en el consumo de cannabis, algo que se refleja en las investigaciones sobre las diferencias de consumo entre hombre y mujeres.

"De acuerdo al Informe Mundial Sobre Drogas de las Oficinas de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito de 2018, los hombres tienen muchas más probabilidades que las mujeres de consumir cannabis, cocaína y opiáceos. Las mujeres comienzan a consumir más tarde que los hombres, pero su consumo progresa de forma más rápida e implica una mayor exposición a los trastornos por consumo de drogas, fenómeno que se conoce como telescoping. Otra diferencia radica en que el consumo está vinculado a sus relaciones de pareja, y en los hombres, a sus amigos varones. O sea que las mujeres son introducidas en las drogas por los hombres, mientras que los hombres lo hacen entre sí", resalta Ponce de León.

"En Latinoamérica -la región con más feminicidios del mundo-, la ‘guerra' contra las drogas cumple la función específica de criminalizar principalmente a mujeres, lesbianas y trans, intersectando cuestiones de género, clase social, procedencia/ identidad, nacionalidad, etc. Esta ‘guerra' ha instalado altísimos umbrales de violencia y aumentado a cifras record el consumo y tráfico de drogas", agrega la Vocera de la organización Uruguay Siembra.

De ahí que las mujeres sean utilizadas como "instrumentos de guerra" por las organizaciones criminales, son víctimas de trata, y se les paga menos por ello que a los hombres. "Las mulas son consideradas como ‘desechables' para las organizaciones criminales, y si son detenidas por la Policía, resultan fácilmente reemplazables. La proporción de mujeres encarceladas por delitos de drogas es mayor a la de los hombres. En Argentina, Brasil, Perú´ y Costa Rica, más del 60 % de la población carcelaria femenina está vinculada a delitos de drogas", comenta la experta.

Los delitos de drogas femeninos aumentaron un 103 % entre 2014 y 2016. Las mujeres tienen menos acceso que los hombres a servicios de salud para tratar el consumo y atención de salud sexual y reproductiva en la cárcel.

Mercedes Ponce de León, quien ha formado parte activa de la legalización del cannabis en nuestro país, así como de la campaña de información y desestigmatización de la planta, comenta que en nuestro país la aceptación a la regulación del cannabis medicinal es del 98%, según las diferentes encuestas. A su vez, la industria sigue creciendo.

Además, con una profesionalización del sector, se puede avanzar en más áreas de las conocidas. "Con ella se puede abarcar desde la órbita social, de derechos humanos, seguridad pública y salud, pero también incidencia en tecnologías de avanzada, industrializaciones y actividades agroindustriales y de desarrollo económico muy potentes con el cáñamo, por ejemplo. Por ser una planta rústica y con grandes propiedades, desde el punto de vista medio ambiental, es una gran aliada, se puede cultivar para regenerar los suelos y purificar los cursos de agua. Si el mundo aprovecha el potencial del cannabis para el medio ambiente tenemos una gran oportunidad, el tema es que se haga y ahí va más allá de la industria cannábica, sino de la industria capitalista en general", apunta Ponce de León.

Dentro de los estigmas que aún tiene nuestra sociedad respecto al consumo de cannabis, todavía se criminaliza su uso social. "A mí me preocupa el discurso prohibicionista que hay dentro del ámbito del cannabis medicinal. Ese traslada la condena moral de una planta a un compuesto químico: el THC y reconoce sólo al CBD como medicina. Sin embargo, el THC tiene aplicaciones en varias patologías y dolencias, pero por ser psicoactivo parece que fuera un demonio, en vez de una potencial medicina", opina la cofundadora de Expocannabis.

La Expocannabis de este año tendrá por eje central el cannabis en la medicina. Tendrá todo un sector exclusivo dedicado a la información y a la industria del cannabis medicinal con acceso independiente al resto del evento.

Además del consultorio, en el Sector Medicinal se encontrará Cannabis Conference con su ya clásico Ciclo de Conferencias, Foros y Talleres con disertantes nacionales y extranjeros. También, el jardín con plantas de cannabis, exposiciones con información, un consultorio de orientación legal, stands y patrocinadores exclusivamente asociados al desarrollo de la investigación en cannabis y cáñamo medicinal. Otro ya clásico que no faltará será la Carpa de Cultivo donde se podrá participar de talleres con expertos internacionales.

Habrá otras novedades como el Montevideo Cannabis Tour y el premio Daniel Vidart a estudios y proyectos de investigación en la temática del uso del cannabis en colaboración con la Intendencia Municipal de Montevideo.

Las entradas están a la venta en TicketUno.

 

Montevideo Portal | Lorena Zeballos

Montevideo Portal