Salud

Relacionado

Perder embarazos puede aumentar riesgo de sufrir diabetes, sugiere estudio danés

Cuantos más embarazos pierda una mujer, mayor es su riesgo de desarrollar diabetes, indica la investigación.

25.05.2020 14:54

Lectura: 3'

2020-05-25T14:54:00
Compartir en

Investigadores examinaron los datos de casi 25,000 mujeres danesas que nacieron entre 1957 y 1997 y que fueron diagnosticadas con diabetes tipo 2 entre 1977 y 2017.

Se comparó a las mujeres con un grupo de control de casi 248,000 mujeres de las mismas edades y niveles educativos que no tenían diabetes.

En comparación con las mujeres que nunca habían perdido un embarazo, las que sufrieron una, dos o tres pérdidas del embarazo tenían un riesgo un 18, un 38 y un 71 por ciento más alto, respectivamente, de desarrollar diabetes tipo 2.

"No podemos descartar que la angustia psicológica relacionada con la pérdida del embarazo pueda iniciar unos cambios en el estilo de vida que aumenten el IMC, y por tanto el riesgo de diabetes tipo 2", escribieron la investigadora Pia Egerup, del Hospital de la Universidad de Copenhague, y sus colaboradores. IMC son las siglas de índice de masa corporal, un estimado de la grasa corporal basado en la estatura y el peso.

Los investigadores solo tenían la información sobre el IMC de un 12 por ciento del grupo de la diabetes y de un 17 por ciento del grupo de control.

Aun así, dijeron que "nuestro análisis de subgrupo en que ajustamos por la obesidad siguió mostrando una asociación significativa entre la pérdida del embarazo y la diabetes tipo 2, en que más pérdidas conducían a un mayor riesgo. Ese análisis de subgrupo indicó que la obesidad no puede explicar de forma independiente el aumento del riesgo de diabetes tipo 2 en las mujeres que habían perdido embarazos".

Pero el vínculo podría deberse a factores inmunitarios y/o metabólicos compartidos, señalaron Egerup y sus colaboradores. El estudio no pudo probar causalidad.

"Quizá los mismos antecedentes genéticos podrían predisponer a un aumento en el riesgo tanto de pérdidas del embarazo como de diabetes tipo 2. Además, la pérdida del embarazo podría iniciar una cascada inmunitaria que también podría conducir a la diabetes tipo 2 más adelante", comentaron los investigadores en un comunicado de prensa recogido por HealthDay News.

"También es posible que las afecciones metabólicas prediabéticas (que están presentes antes del diagnóstico de la diabetes) puedan influir en la asociación", añadieron.

Los autores sugirieron que las mujeres que hayan perdido tres o más embarazos podrían hacer que revisaran su azúcar en la sangre con una mayor frecuencia, con el fin de reducir su riesgo de diabetes y, si es necesario, comenzar un tratamiento

El estudio aparece en la edición del 20 de mayo de la revista Diabetologia.