Tecnología
El público se renueva

Desarrollan sistema de pago de boletos a través de app en el celular

El proyecto, diseñado por ISBEL, fue el escogido en el llamado Desafío Ciudades Inteligentes de la ANII y la Intendencia de Montevideo.
25.07.2018 18:03
2018-07-25T18:03:00

Se trata de una propuesta presentada el viernes 29 de junio, que permite que ya no sea necesario interactuar con el guarda o el chofer, sino que, pasando el celular o la tarjeta prepaga inteligente por los lectores (al subir y al bajar del ómnibus), el costo del boleto correspondiente se debitará automáticamente.

ISBEL S.A. fue la ganadora entre las empresas que se presentaron al llamado de la Intendencia y la ANII (denominado "Desafío Ciudades Inteligentes"), que buscaba mejorar la experiencia del usuario del Sistema de Transporte Metropolitano. "A la etapa inicial (el concurso de ideas) se presentaron 24 propuestas, de las cuáles fueron seleccionadas 12 que pasaron a la etapa de proyectos. Finalmente fueron 10 los proyectos presentados y de ellos fue elegido el nuestro", explicó Isabela De Cola, líder del equipo de desarrollo de software del proyecto.

Este prototipo fue "una puesta en marcha de nuevas tecnologías como NFC (tecnología de pago mediante el teléfono celular) y RFID (tecnología mediante la cual se pretende poder determinar el nivel de ocupación de cada unidad en tiempo real)", agregó Isabela. En efecto, los usuarios podrán saber la ubicación de los vehículos y una estimación de la cantidad de pasajeros que se encuentran a bordo. Además, gracias a la pantalla a bordo, se mostrará el tiempo de llegada a las distintas paradas y las posibles combinaciones con otras líneas de ómnibus.

Por otra parte, el conductor o guarda contarán con una tablet que les permitirá realizar tareas de gestión y controlar las transacciones que realizan los pasajeros.

La propuesta se puso a prueba con éxito en un ómnibus de la línea 169, aunque aún se desconoce cuándo comenzará a implementarse efectivamente. "El prototipo llevó 6 meses de análisis, implementación, testeo y puesta en marcha. Ya fue presentado y ahora está en manos de la Intendencia y de los diferentes actores del transporte la decisión de implementar la solución completa", añadió De Cola.

A su vez, Isabela afirmó que "al ser un prototipo, y contando con un presupuesto limitado para la realización del mismo, algunas de las funcionalidades previstas del sistema se acotaron: solo se dispuso del hardware para una única unidad, se permite únicamente la actualización de la lógica de cobro (la propuesta para el proyecto final abarca cambios en la lógica de admisión, de recorridos y de los contenidos multimedia a presentar en la pantalla que se encuentra dentro de la unidad), se consideran únicamente usuarios comunes y viajes céntricos, de una y dos horas. Y también se han dejado de lado aspectos más técnicos como la interfaz de comunicación con los sistemas de la intendencia".

Por último, en términos económicos, gracias a la integración de hardware estándar y el desarrollo de software, el costo de implementación sería muy similar al que actualmente cuestan las máquinas expendedoras de boletos.