Salud
Más es más

Compulsión por acumular: cuando lo que abunda daña

Lejos de ser un mal hábito o simple pereza, se trata de “un trastorno mental muy real".
12.03.2018 10:06
2018-03-12T10:06:00

Los noticieros y programas de reality show ofrecen en ocasiones informes sobre casos curiosos de personas acumulan correo, artefactos, gatos e incluso basura

Cuando la gente no puede deshacerse de las cosas, las pilas pueden crecer hasta el techo. Estas pilas pueden hacer que sea imposible usar los baños, las habitaciones y las cocinas. Las pilas pueden caerse, atrapar y lastimar a las personas. Pueden incendiarse. Las casas y los patios desordenados pueden atraer plagas. Los vecinos pueden llamar a la policía. Los padres pueden perder la custodia de los niños.

El año pasado, un hombre fue noticia en Japón luego de que se constatara que había muerto aplastado por sus revistas pornográficas.

La gente no elige ser acumuladora. Y no están siendo descuidadas ni perezosas. "Este es un trastorno mental muy real", dice el experto en trastornos de acumulación, el Dr. David F. Tolin, del Instituto de Vida del Hospital Hartford. "Es importante reconocer que las personas con trastorno de acumulación han perdido el control de sus habilidades para tomar decisiones".

La investigación de Tolin, financiada por la institución estadounidense National Institutes of Health (NIH), sugiere por qué es difícil que las personas con este trastorno se separen de las cosas, incluso de aquellas que no tienen valor en el mundo real. Tolin descubrió que la actividad cerebral era diferente entre las personas con trastorno de acumulación y las personas sanas.

"Siempre nos desconcierta el hecho de que muchas personas con trastorno de acumulación suelen no estar tremendamente molestas por su circunstancia", comenta. "Si no tienen que tomar una decisión, las partes de su cerebro que en gran medida están a cargo de molestarse son poco activas".

Pero si se ven obligados a decidir sobre descartar algo, esa parte del cerebro se vuelve hiperactiva. "Y entonces, el cerebro básicamente está gritando que todo es importante".

Los médicos no saben qué causa el trastorno de acumulación. No hay radiografías ni análisis de sangre para un diagnóstico. En cambio, los médicos evalúan qué tan bien funcionan las personas en sus vidas.

El trastorno de acumulación puede comenzar durante la adolescencia de una persona o posteriormente. Puede volverse más severo a lo largo de las décadas. ¿Conoce a alguien que pueda necesitar ayuda? Para obtener ideas sobre cómo presentar el tema, consulte el cuadro Opciones inteligentes. Intente ser gentil, tranquilo y paciente. Puede tomar varias conversaciones antes de que la persona acepte trabajar en el problema.

Intente no comenzar una discusión. "Si una persona no está realmente motivada para hacer algo con el problema, puede atrincherarse. Discutir puede incluso empeorar el problema ", advierte Tolin, según informa NIH.

No existe un medicamento eficaz para el trastorno de acumulación, aunque hay estudios en curso. Tolin dice: "En este momento, la terapia cognitiva conductual es el único tratamiento basado en la evidencia que tenemos para la acumulación". Este es un tipo de terapia de conversación que enseña a las personas sobre cómo cambiar sus patrones de pensamiento y reaccionar de manera diferente a las situaciones.

El equipo de Tolin espera mejorar la terapia cognitivo conductual a fin de que sea aún mejor para ayudar a que las personas descarten cosas. Están analizando las actividades cerebrales de las personas antes y después de que las traten con éxito por un trastorno de acumulación. Si el equipo de investigación puede identificar los mecanismos biológicos de tratamientos exitosos, es posible que puedan desarrollar tratamientos que sean incluso mejores.

Se ayuda a algunas personas con trastorno de acumulación incluyéndolas en un grupo de apoyo con otras personas que tienen el trastorno. También hay profesionales organizadores que se especializan en ayudar a que las personas se deshagan del desorden.

Montevideo Portal